Inicio » Santo » Oración a Santo Tomás de Aquino

Oración a Santo Tomás de Aquino

Santo Tomás representa la fe y confianza de los diferentes fieles en él, ya sea para otorgar una ayuda general o un favor en específico, pero por años la creencia de la fuerza de su oración ha ido en aumento.

Por ende, es imprescindible que la eleves si deseas conseguir la ayuda que tanto necesitas o el milagro que tu corazón desea con fervor.

Oración Milagrosa a Santo Tomás de Aquino

Oración a Santo Tomás de Aquino

Lo más importante cuando se inicia un rezo, es tener en claro lo que realmente necesitamos, aquello que deseamos se convierta en realidad, ya sea un favor especial o una ayuda para el trabajo o circunstancia de la vida personal.

Aquí debes creer firmemente en que Santo Tomás de Aquino te responderá positivamente y aliviará cada una de tus diferentes preocupaciones.

Santo Tomás de Aquino,
Bendito creador de lenguas,
Santo bendito y alabado,
Tú que eres la verdadera fuente,
De verdad, de luz y elocuencia
Te pido, atiendas mi llamado,
La súplica de tu siervo,
Ayúdame para alcanzar,
Para lograr el anhelo de mi corazón,
Para que los caminos, surjan ante mí,
Ayúdame a (agregar intención)
Que se dé, en tu nombre,
Y el de tu infinito amor,
Que es la salvación eterna.
Amén.

Agrega a tu oración un credo elevado al padre celestial, para que permita que Santo Tomás de Aquino responda a tu petición y te ayude.

Oración Milagrosa a Santo Tomás de Aquino para los niños

Las oraciones que realizan los niños, son el abrebocas para encontrar el sosiego del corazón que se encuentra preocupado, por ende, te instamos a que le enseñes a los pequeños del hogar la siguiente suplica.

Rey de Reyes
Discípulo fiel del creador,
Amoroso y bendito padre,
Te ruego en nombre de mi fe,
De mi infancia e inocencia,
Que me permitas ser elocuente,
Conseguir siempre la luz entre las tinieblas,
A caminar firme en tu sendero,
A creer siempre en tu palabra,
Porque esta es obra de Dios,
El padre eterno, al cual,
Le ofrezco mi vida y corazón,
Ayúdame por medio de esta oración,
Para alcanzar el milagro,
Que tanto necesito.
Amén.

La oración constante trae consigo mejores resultados, por ende, es siempre aconsejable repetir cada una de estas plegarias todas las noches o todos los días, durante tu jornada diaria, cuando sientas que puedes conectar con el padre celestial.

Sin distracciones y sin dudar, pues la fe es la que dictará la ayuda que vas a recibir por parte de este santo.

Oraciones Relacionadas

Si te gustó el artículo Oración a Santo Tomás de Aquino te recomendamos leer los siguientes contenidos relacionados con oraciones:

Ir arriba